La maravilla de ser hombres

El macho de la especie detiene el auto, sale y abre el capó. Se rasca la coronilla mientras contempla un motor que se niega a seguir funcionando. Los machos alrededor poco a poco se dan cuenta de la situación y comienzan a acercarse, respetuosos de su género, paso a paso, sin saber bien por qué:... Seguir leyendo →

Anuncios
Entrada destacada

Una buena razón para comprar calzones

Hoy por la mañana renové mi inventario de ropa interior: dos Playboy, un Rinbros y un Fila; los primeros tienen estas mentirosas costuras que comprimen y elevan y hacen que todo se vea más grande de lo que realmente es; los últimos sólo presionan cómodamente muslos y sexo y son ideales para boxear: nada se... Seguir leyendo →

Entrada destacada

Un mundo de mujeres robot

La Sofía 5000-T viene con pestañas intercambiables, detalle con el que no cuenta la Abigail Q-300 y mucho menos la Marifer 4000-T. Mauricio estaba convencido de que el detalle de las pestañas era esencial y le daría por fin la acompañante definitiva que buscaba, desde que su generación decidió que el amor es mejor cuando... Seguir leyendo →

Entrada destacada

Ella se enamoró de sus dientes

- ¿Los dientes? - Sí, los dientes. - ¿Hacía cosas sensacionales con ellos? - No, tonto. Simplemente... eran atractivos. Me miró con franqueza y yo me debatía entre mandarla al diablo o rogarle que me dijera la verdad. Ella me apuró con la mirada a que bebiera la copa que me había dado. Luego siguió... Seguir leyendo →

Entrada destacada

Escribir en un Sanborns

He comenzado lo que espero sea un largo hábito de escribir en los Sanborns. Al principio traté de hacerlo en cafés con alguna personalidad propia, con proscenios improvisados para cantautores de fin de semana, objetos hermosos e inútiles en las paredes, obras de arte objeto donde no debería haber obras de arte objeto, brownies bañados... Seguir leyendo →

Entrada destacada

El insomnio de Carlos

Carlos no podía dormir. Al principio fue un par de noches en vela, nada de que preocuparse, no más que la dificultad universal para sustraerse del mundo interior antes de perder la conciencia, pero poco a poco el insomnio se le fue metiendo en la cama, hasta que ya no hubo lugar para los dos.... Seguir leyendo →

Entrada destacada

El club de tanto llorar

A esta gente le hacía bien llorar. Se descubrían en el cine, en la fila del banco y en el retrovisor del remís con las mejillas empapadas; no importaba el lugar ni lo inoportuno: en cuanto podían, forzaban su imaginación sobre sí mismos y se disponían al llanto. Y no es que estuvieran tristes: es... Seguir leyendo →

Entrada destacada

Las sonrisas nunca son gratuitas

            -¿Qué tengo que hacer para convencerte?             -Nada.             -Antes podía convencerte con facilidad…             -Antes.             -Ash             -Perdiste un archivo: tus deditos se movieron de más y le diste a Delete; ve con un ingeniero, un técnico, cualquier puñetas que te cobre barato por el escote que... Seguir leyendo →

Entrada destacada

El amor es para gente de veinte. Después de los treinta ya tienes poder adquisitivo y tu propia contraseña de Netflix.

Entrada destacada

Blog de WordPress.com.

Subir ↑